Regionales

Un incendio destruyó por completo la planta principal de la fábrica Cagnoli en Tandil

Un incendio destruyó la planta de faena de embutidos de la empresa Cagnoli ubicada en el Parque Industrial de la ciudad de Tandil, provincia de Buenos Aires.

Según reportaron los medios locales, las llamas se desataron por razones que aún no se determinaron en un sector donde había gran cantidad de polietileno. El fuego avanzó con rapidez y consumió todos los galpones de la fábrica.

Afortunadamente, todos los trabajadores lograron ser evacuados a tiempo y no hubo heridos. Cuatro dotaciones de bomberos se trasladaron al lugar y lograron controlar el incendio.

Poco después de la medianoche, había al menos 30 bomberos pertenecientes a cinco dotaciones trabajando en la zona para contener las llamas. En un principio, se cree que el fuego se ocasionó por un desperfecto técnico.

La atención de los especialistas quedó depositada en una cámara que había sido instalada hacía menos de un año. Se la utilizaba con el fin de la preparación de cortes de carne de cerdo para exportar y contaba con instalaciones de refrigeración de importancia. Se sospecha que el fuego se inició a raíz de un problema en el tablero eléctrico colocado en el túnel de frío.

Según informó el diario El Eco de Tandil, el incidente comenzó poco después de las 22 del martes cuando un grupo de seis trabajadores se encontraba lavando maquinaria en la Planta de Desposte. En un momento, los presentes empezaron a sentir olor a quemado, procedente de la cámara más grande de la planta.

La alarma no sonó de manera automática, por lo que los operarios tuvieron que activarla de manera manual y proceder al desalojo completo del lugar. En una cuestión de minutos, el fuego se había apoderado de una gran parte de la planta.

Con el correr de los minutos, aparecieron en escena varios integrantes de la familia Cagnoli, dueña de la empresa, empleados de la fábrica, funcionarios públicos de Tandil y diversos vecinos, que trataban de ayudar en la contención de las llamas.

Luego, se hicieron presentes las dotaciones de Cuartel Central y de Villa Italia, que poco después fueron acompañadas por la unidad de bomberos voluntarios de María Ignacia y de la División Ecológica.

Además, la Municipalidad de Tandil brindó el apoyo de un Camión Cisterna, mientras que se ordenó el corte del suministro eléctrico de gran parte del Parque Industrial donde se encuentra la planta para evitar nuevos focos o riesgos de daños aún mayores.

En el transcurso de las primeras horas de la mañana de hoy, el intendente de Tandil, Miguel Lunghi, se puso en contacto con el gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof para comunicarle la noticia. Se teme que el incendio tenga un fuerte impacto negativo en la región.

Se estima que unos 250 operarios trabajan en la Planta de Desposte que quedó destruida por completo. Muchos de ellos se habían acercado al lugar del incendio con el temor latente de perder sus puestos de trabajo. El futuro laboral de los mismos todavía corresponde a una incógnita.

No se registraron heridos, pero los seis operarios que trabajaban en el lugar al momento del incidente fueron atendidos por especialistas en las inmediaciones de la planta.

Comentá con Facebook
Fuente
InfobaeFotos: El Eco de Tandil
Cargar nota completa

Noticias relacionadas

Volver al botón superior